Blog Post

Los 5 mitos del embarazo

Los 5 mitos del embarazo

Mi amiga Manuela está embarazada de nuevo , tiene dos hijos de 2 y 4 años así que el bebé llegará a una familia en la que apenas habrá diferencias con sus hermanos. Manuela seguirá dando el pecho a demanda al pequeño mientras quiera así que la veo con un niño colgado en cada teta antes de que acabe el año. Ella está encantada. Por supuesto me alegro infinito por ella ¡faltaba más! .

Mi amiga es una de esas personas a quienes el parir no le supone mayor problema físico. Durante el embarazo engorda lo imprescindible porque su cuerpo simplemente no necesita acumular más. Siempre ha usado una talla grande, así que durante el embarazo simplemente aumenta de la 46 a la 50 y santas pascuas, se siente estupendísima porque su escote resplandece y tras dar a luz sale del hospital luciendo pelazo y talla XL y se queda tan pichi. Además, aunque no quiere saber el sexo del bebé, ya nos ha dicho que va a ser una niña porque tiene la barriga redonda. No hemos querido contrariarla y preferimos que viva tranquila, ya saldremos de dudas…

A raíz de esta afirmación, el resto de amigas hemos empezado a hablar de los “mitos del embarazo”. Esas cosas que de las que habla todo el mundo, y que en el fondo son creencias sin fundamento científico alguno, que no tienen pies ni cabeza.

  1. Si tienes la barriga redonda será niña, y si la tienes en pico niño. FALSO. Yo tenía una barriga “apaisada”, fundamentalmente porque yo siempre he sido ancha de torso y por tanto lo que más resaltaba de mi no era precisamente la panza si no la anchura total. Fue niño .
  2. Si no cumples los antojos del embarazo, le aparecerán manchas en la piel. FALSO, sentir necesidad de comer un alimento concreto viene dado por multitud de cosas: hormonas, carencias etc. En todo caso afectan a la madre y para nada se transmiten al bebé.
  3. Si tienes acidez de estómago tu hijo tendrá mucho pelo. FALSO, ¿A quién se le ocurrirán estas cosas? Precisamente Manuela en el embarazo del mayor, con una acidez extrema llegó a tener problemas de reflujo durante casi las 40 semanas y su hijo fue peloncete hasta pasado el primer cumpleaños.
  4. Teñirse el pelo durante el embarazo afecta al bebé. FALSO A MEDIAS, yo creo que los productos con amoníaco (tan volátil y con un olor tan potente) pueden resultar molestos para las mamás gestantes porque resultan muy irritantes. Sin embargo a día de hoy no existen evidencias científicas que relacionen el tinte capilar con problemas de embarazo. Yo he mantenido mi color de pelo en todo momento igual que ahora, no obstante, dejé de utilizar tintes con amoníaco y me pasé a los productos naturales.
  5. Las relaciones sexuales durante el embarazo pueden hacer daño al bebé. FALSO. Todas hemos consultado este tema con el ginecólogo, y la conclusión es que –salvo embarazos de alto riesgo- no hay razón para suspender las relaciones sexuales durante esta etapa de nuestras vidas, excepto al final. Esto debe valorarse de forma individual por supuesto, y solo deberíamos fiarnos de la opinión de nuestro médico. Generalizar siempre es malo, así que San Google en este caso no debería ser nuestra primera referencia.
  6. mujer embarazada

Hay muchos más, desde luego pero en el fondo van todos en la misma línea. Se fundamentan en la necesidad de protección que tenemos hacia nuestros cachorrillos y eso es normal. En el fondo lo único que queremos es tenerlos en nuestros brazos para llenarlos de cariño y comerlos a besos ¿no creeis?

 

Comments (5)

  1. Anaskette 7 octubre 2018 at 18:58 Reply

    Gracias por vuestros comentarios, sentiros ahí es lo más importante…

  2. Cris 7 octubre 2018 at 19:45 Reply

    A mi me pasó con el mito del pelo. Los dos últimos mese tuve mucho reflujo y mi niña casi no tenía pelo.
    genial post Ana!!!

    1. anaskette2018 8 octubre 2018 at 07:24 Reply

      El problema no es tanto lo que se dice, como la preocupación que a veces nos generan estas cosas. Cuando una mujer está embarazada es ultrasensible a cualquier información que pueda conllevar algún problema para su bebé, así que este tipo de datos falsos nos preocupan y terminan por generar ansiedad. Esa sí es un verdadero mito del embarazo (y de la vida real) que deberíamos aprender a controlar más… yo la primera.

  3. Anita 8 octubre 2018 at 12:05 Reply

    El problema no es tanto el mito como el círculo más próximo que, sin hacerlo a mala leche, te vuelve loca con sus ideas y opiniones. Buenísimo post!

    1. anaskette2018 8 octubre 2018 at 13:28 Reply

      Y, como ese círculo suele ser familia y amigos, no podemos contradecirlos porque si lo hacemos entraríamos en un enfrentamiento constante.
      Necesitamos la energía positiva para nosotras mismas y para lo que llevamos dentro. ¡Qué difícil es a veces no pasarnos ni quedarnos cortas !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.